19:21
Evangelio de domingo
La Biblia del día
Noticias espiritual
Plegaria y oraciones
Calendarios de san Chárbel
Directorio de visitantes
Publicaciones
Imágenes
Vídeo
Amigos de San Chárbel
Otros sitios religiosos
Firmen el libro de oro
Cartas de los países
Contáctanos
Plan del sitio
Declaración de privacidad
Download the official Application of the monastery Saint Maron - Sanctuary of Saint Charbel on the App Store
Download the official Application of the monastery Saint Maron - Sanctuary of Saint Charbel on Google Play
Visit our Facebook Page
Nuevas gracias y curación >> Milagros 2002
Back

Salem Mtanious El-Kazzi:
Soy Salem Mtanious El-Kazzi, un alférez retirado del ejército libanes, del pueblo de Chmeys en Iklim Al-Kharoub y tengo 60 años. Padecí de dolor de hombro y al cabo de cinco meses me apareció un nódulo en el codo. El médico especialista diagnosticó que necesitaba una intervención quirúrgica y fijó su fecha el 28 de septiembre de 2002.
El 23 de septiembre me hicieron el chequeo preoperatorio. Al día siguiente, decidí visitar la tumba de San Charbel y fui primero a la ermita. Al subir la escalera sentí un escalofrió. Mientras que visitaba la ermita sentía el escalofrió y sudaba en la frente. Seguí el camino hasta el monasterio donde recé en todas sus partes pidiendo la intercesión del Santo del Líbano, y al llegar a la tumba froté el codo sobre el suelo. Así terminé mi visita y regresé a casa para descubrir que estaba sano y el nódulo desapareció del codo. Consulté el médico en la fecha fijada para la intervención y me hice exámenes médicos cuyos resultados salieron positivos.

 Boulos Atiye:
Soy Boulos Atiye. El 2 de noviembre 1999, sufrí un infarto por lo siguiente me hicieron los exámenes necesarios y me colocaron un stent cardiaco. El 27 de diciembre, hice un belén en mi casa y senté para rezar. Estaba entonces cuando oí una voz diciéndome: “Boulos levántate”, me levanté y vi a un monje y le escuché diciéndome: “No tienes nada”. Al día siguiente, el olor de incienso llenó la casa sin que lo quemáramos. Desde entonces hice voto a San Charbel y llevé su hábito por 3 meses. El 22 de junio, decidimos visitar San Charbel, Santa Rafqa, y El Hardini. Aquella noche, soñé con tres santos, cada uno de ellos puso la mano derecha sobre mi mano y me dijeron: “¿Por qué quieres quitarte el habito? No lo quitas.” Y luego desaparecieron.


Feryal Mohamad Al-Ryad:
Soy Feryal Mohamad Al-Ryad, nací en 1966 en Beirut y vivo en Achrafieh. Hace dos años, sufrí de trastornos de la glándula tiroides que causaron problemas cardiacos e hipertensión. Seguí un tratamiento por dos años y me dieron dos elecciones: o una intervención quirúrgica, o terapia de iodo. Consulté varios médicos pero todos tenían el mismo diagnostico. Tengo una fe muy fuerte en la intercesión de San Charbel, así fui a visitar su tumba e hice un ruego sin precisar la intención (la curación). Luego regresé a visitar al médico que me hizo exámenes médicos cuyos resultados salieron positivos.

Faten Tannous:
Soy Faten Tannous de Chouit (El Líbano) y vivo ahora con mi familia en Toronto (Canadá). Mi hija Sannin padecía de cáncer de cabeza y las consecuencias de la intervención quirúrgica eran muy peligrosas: parálisis y esterilidad. Telefoneé a mi familia en el Líbano para pedirle que me enviaran el hábito de San Charbel. Al principio, mi hija no aceptó llevarlo pero por tanto insistir lo había llevado dos días anterior a la intervención. En la noche sintió algo que la quema en la cabeza en el lugar del tumor y dijo a su padre: “Huelo alcohol”. Su padre respondió: “San Charbel hizo un milagro porque llevaste el hábito”. Después le hicieron una operación que duró alrededor de 6 horas y los médicos nos aseguraron que toda estaba bien y no quedaba nada del tumor.

El hijo de la Sra. Tobiya:
Soy Elham Tobiya del pueblo de Ain El-Rimani y tengo 3 hijos. El mayor sufrió de fiebre y diarrea y vómito. Consulté el médico que recetó varios medicamentos. Al cabo de dos días, volvió desorientado entonces consultaron un neurólogo que le hizo una radiología de cabeza. Lo ingresaron a la unidad de cuidados intensivos por 3 días hasta que se mejoró. Después de 5 días, tuvo una nueva crisis y por eso volvieron a ingresarlo a la unidad de cuidados intensivos. Rogué a San Charbel y unté el cuerpo de mi hijo con el aceite bendito y le di a beber agua mezclada con tierra de Santa Rafqa. La mañana del día siguiente despertó sano sin tener ningún sindroma.

Sra. Raghida:
Soy Raghida de Burj El-Barajni. Sufrí de dolor de cabeza por aneurisma cerebral. En el hospital de “Alb Yasouh” (El Corazón Sagrado), el doctor Elie Assaf me dio un tratamiento intravenoso analgésico. Luego me hicieron un escáner y una IRM. Un grupo de médicos se reunió y decidió hacerme una craneotomía. Dos días antes de la intervención, hice voto a San Charbel y Santa Rafqa para que intercedieran por mí. Así me curé totalmente y no he vuelto a sentir ningún dolor de cabeza.

Victoria Yusef Najem:
Soy Victoria Yusef Najem, esposa de Ghaleb Jerjes El-Asmar de Ras El-Haref, y vivo en Dbayeh. Hacía cinco años que estaba sufriendo de dolor de espalda. Había consultado varios médicos que decidieron hacerme una laminectomía porque tenía dos huesos fundidos. Mi familia tenía dudas sobre esta intervención a la cual se negaron. Siempre rezaba y pedía la intercesión de San Charbel que se me apareció en sueños llevando en la mano tres huesos. Después de dos días volví a visitar al doctor Geroges Azzi que me examinó y me dijo: “No tienes nada, San Charbel te curó”.

Fadi Mechleb:
Soy Fadi Mechleb del pueblo de Chourit y vivo en Sad El-Bawchrieh. Tuve un golpe muy fuerte en la cabeza por haber caído del tercer piso, entonces me llevaron al hospital donde me quedé por cuarenta días en la unidad de cuidados intensivos. Luego los médicos decidieron parar la terapia IV y dejar el proceso normal de la muerte siga su curso. No tenía otro refugio sino Jesús y los santos. Mi familia me untó la cabeza con aceite de San Charbel y luego la sangre volvió a circular en el cerebro sin embargo volví mudo por un año y medio. Después de haber recibido esta gracia de San Charbel, me dirigí al monasterio y la ermita y me prosterné para agradecer a Dios por esta enorme gracia. 

Charles Albert Jaber:
Soy Charles Albert Jaber del pueblo de Beit Chabab y vivo en Sarba. Fue designado director en la compañía de Selaata. El aire en la región donde esta compañía se sitúa es muy contaminado y yo tenía problemas en el estomago y la respiración, por eso los médicos me pidieron que cambiaba de trabajo por mi salud.
El médico me hizo una radiografía que mostró que tenía un nódulo en el estomago. Me hicieron una operación quirúrgica urgente y se reveló que padecía de un cáncer. Me quedé en el hospital por 25 días pero mientras tanto envié todos mis exámenes médicos a Francia. Mi solo refugio fue mi Señor, recé a la Virgen María y a San Charbel y me entregué a sus manos. Mi hermana guardaba una reliquia de San Charbel desde su beatificación y me pidió ponerla sobre mi pecho pero preferí mascarla y dije a San Charbel: “Vas a curarme”. En la misma noche, soñé con cinco sobres sobre los cuales había un retrato de San Charbel. El día siguiente me contactaron de Paris para comunicarnos que los resultados eran positivos.

Georges Mkhayel Ibrahim:
Georges Mkhayel Ibrahim de El-Chiyah, nacido en 1954, es un emigrante a Canadá pero su familia vive en Ghazir. Padecía de una enfermedad incurable en el cuello en la forma de una masa cancerosa muy grande. Tras hacer los exámenes necesarios, decidieron extirpar el tumor y luego hacer quimioterapia y radioterapia. Pero antes de ingresar al hospital, quiso despedir de su madre en el Líbano por miedo de no volver a verla más. Vino al Líbano y reveló su estado de salud a su madre que quiso llevarle visitar la tumba de San Charbel. Después de la visita, tomó con ella aceite bendito y le untó el cuello a su hijo pidiendo a San Charbel que le curara. Al regresar a Canadá, ingresó al hospital donde le hicieron el chequeo preoperatorio. Los resultados mostraron que estaba sano y que las masas cancerosas desaparecieron completamente y entonces la operación no era necesaria. Regresó al Líbano y se dirigió al monasterio de Santo Maron, el sepulcro de San Charbel para registrar el milagro.

El Conde Lancelot d’Ursel:
El Conde Lancelot d’Ursel es de origen real belga. Su madre, que era estéril, había visitado el Líbano y el Oriente para fotografiar la región y los sitios cristianos con el fin de componer un libro sobre su visita. Durante su vuelta en 1950, visitó la tumba de San Charbel y fue sorprendida al ver más que setenta mujeres musulmanas arrodilladas cerca de la tumba. Preguntó a una de ellas: “¿Como puede ser que ustedes son musulmanes y pues se arrodillan rezar a un santo cristiano?” La respondió: “San Charbel es el santo de todas las comunidades cristianas y musulmanas sin distención, y tal como cura a los enfermos cristianos de la misma manera cura a los musulmanes.” Las palabras de la mujer musulmana enternecieron la madre del conde así fue a visitar la tumba y rezó pidiéndole que le diera un hijo. Tomó con ella un frasco de aceite bendito y un frasco de sangre de San Charbel.
Al regresar a su país, volvió a visitar a su médico tal vez pudiera ayudarla a embarazarse pero sin ningún resultado. Volvió a casa llena de fe en la intercesión de San Charbel, y untó su barriga con la sangre y el aceite de San Charbel. Después de nueve meses dio a luz a su hijo Lancelot que quisiera llamarlo Charbel, pero no la permitieron hacerlo por respeto a las tradiciones y los nombres de la familia real. Por tanto insistir le llamó Charbel Lancelot en el bautismo.
Charbel Lancelot se casó y tiene 4 hijos que les llamó Charbel en el bautismo. Vino al monasterio de Santo Maron-Annaya en 10/3/2000 para peregrinar y agradecer a Dios por la gracia de su existencia en este mundo y por haberle dado a sus cuatro hijos.

Antoine Abdel Nour de Beit Jammal:
Antoine Abdel Nour es un emigrante a los Estados Unidos. Mientras que estaba conduciendo en la autopista allá, un bus chocó contra su coche y terminó encima del coche. Tenían que cortar en pedazos el bus para quitarlo de encima y luego hacer lo mismo a su coche para poder sacarlo inconsciente. Lo llevaron al hospital y lo hicieron varias operaciones quirúrgicas mientras que estaba comatoso. Después de dos meses siguiendo en el mismo estado, su hermano fue al Líbano y visitó San Charbel y le pidió que curara a su hermano Antoine. Tomó con el aceite y cinturón benditos del monasterio.
Al llegar al hospital, untó la cabeza y la cara de su hermano con aceite bendito y luego pasó el cinturón detrás de su espalda. Pero cuando trató anudar el cinturón y la punta tocó la otra, su hermano se curó enseguida. Vino al monasterio de Santo Maron-Annaya y registró el milagro.

Elias Tanious Irban de Ghosta:
Elias Tanious Irban es un hombre de negocios emigrante a Australia, nació en 1935 en Ghosta y vive en Harisa. De repente sufrió de estrabismo cuando estaba en Australia, lo que le causó mucho dolor porque volvió incapaz de recoger nada con las manos, ni siquiera podía caminar porque veía doble. Le hicieron exámenes médicos que mostraron que necesitaba una intervención quirúrgica cuyos resultados no eran garantizados.
Dejó Australia y regresó al Líbano donde volvió a hacer los exámenes médicos pero los resultados eran igual a aquellos de Australia. Entonces fue a San Charbel donde participó en la misa, confesó, recibió la Comunión y luego visitó la tumba y pidió a San Charbel, con mucha fe y corazón dolido, que le curara. Cuando estaba a punto de salir de la puerta del monasterio se curó del estrabismo. Entró al monasterio y registró el milagro llorando de alegría.

Suleiman Zahr El-Din de Musaytbe:
Es un druso nacido en 1961. Tenía la mano paralizada desde hacía 16 años y no la sentía jamás. Pidió a su vecino Chafik que le llevaba a visitar la tumba de San Charbel. Al subir al coche, su mano empezó a dolerle y a sentirla. Cuando llegó al monasterio, se dirigió directamente a la tumba y pidió a San Charbel que le curara. Mientras que estaba rezando, su mano se curó de la parálisis y pudo moverla como quisiera. Registró el milagro de su curación.

Ali Ahmad El-Hafri:
El niño suni Ali Ahmad nació en 1991 en Daraa, Siria, con una pierna 9 cm más corta que la otra. Tuvieron que ponerle un tornillo metálico en la pierna para que pudiera ir a la escuela con la ayuda de una muleta. Su padre era un agricultor y campesino pobre que trabajaba por los Khazen, una de las familias más notables de Keserwan, y su estado financiero no le permitía pagar los gastos de las operaciones quirúrgicas necesarias para alargar la pierna de su hijo. Entonces la dueña donde trabajaba le dijo: “No tienes más que a San Charbel. Reza a San Charbel y curará la pierna de tu hijo”.
Regresó a Siria y pidió a su esposa que rezara con él a San Charbel por la curación de su hijo. La mujer le preguntó: “¿Cómo pude ser que eres musulmán y rezas a un santo cristiano?” La respondió que la dueña Khazen se lo pidió. Su esposa le dijo: “Tenemos que preguntar nuestro jeque sobre esto”. Le preguntaron y les dijo: “Recen a San Charbel”. Los dos rezaron y tomaron su hijo al médico para que le midiera la pierna y encontró que estaba sana como la otra. Por eso vino con su hijo al monasterio de Santo Maron-Annaya donde registró el milagro.

Daed Farid Saber El-Mhawish:
La señora Daed es del pueblo de Dleybe y está casada con Jibran El-Mhawish. Sufrió de neuropatía y luego de parálisis. Visitó la tumba de San Charbel con su esposo y tomaron con ellos aceite bendito. Al llegar a casa, untó su cuerpo con el aceite. Por la mañana se curó de todos sus dolores y volvió a caminar. Fue al monasterio con su esposo y registró el milagro agradeciendo a Dios por la gracia que le había otorgado por la intercesión de San Charbel.

Jean Padaille de Francia:
Jean Padaille es un francés nacido en 1940 y es el dueño de un edifico en Francia cuyos apartamentos son alquilados por estudiantes universitarios. Padecía de hemiplejia y seis meses de tratamiento no mejoraron su estado. Uno de los libaneses inquilinos le invitó a visitar la tumba de San Charbel, el santo del Líbano, tal vez recibiría la gracia de la curación por su intercesión. Vino con él al monasterio de Santo Maron-Annaya, participó en la misa, confesó, y recibió la Comunión. Luego visitó la tumba de San Charbel pidiendole que le curara y mientras que estaba saliendo de la puerta del monasterio se curó totalmente de la parálisis. Fue al monasterio y registró su milagro agradeciendo a Dios por la gracia que le otorgó por la intercesión de San Charbel.

La niña Geani Said Eid de Al-Mtileh en El-Chouf:
La niña Geani nació con un defecto que se llama pie equinovaro (en el que el pie se encuentra torcido o invertido y hacia abajo) y necesitaba muchas operaciones quirúrgicas. Su padre la llevó al monasterio de Santo Maron, a la tumba de San Charbel, y le pidió que la curara. Tomó con él aceite bendito y cuando llegó a casa untó los pies de su niña con el aceite y empezó a masajearlos, entonces los pies de la niña volvieron normales. El padre fue con su niña al monasterio y registró el milagro de su curación.

Tanie Hasan Nawfal de Khalde:
Sra. Tanie Hasan Nawfal, nacida en 1944, vive en Ayn Inoub, y trabaja como sirviente en la escuela de “Louise Wegman” en Bchamoun. Padecía de cáncer de estomago. Preguntó a uno de los responsables cristianos en la escuela: “¿A quién rezan cuando están enfermos?” Le respondió: “A San Charbel” y le dio un algodón empapada en aceite bendito. Untó su barriga con el aceite antes de entrar al quirófano. El médico se sorprendió al descubrir que no había traza del cáncer. Entonces vino al monasterio para agradecer a Dios por la gracia otorgada por la intercesión de San Charbel.

Fadi Najib Michkib de Chourit en El–Chouf:
Fadi Najib Michkib nació el 25/12/1967 en Chourit, en El-Chouf y vive en Al-Bawchrieh. Fadi se paralizó cuando cayó sobre la cabeza de 9 metros de altura. Su madre rezó a San Charbel y le pidió con fervor que curara a su hijo. Después de haber visitado la tumba de San Charbel, se curó totalmente de la parálisis y registró el milagro de su curación.

Lina Ibrahim Abou Faraj de Mazraat El-Chouf:
Lina Ibrahim Abou Faraj, la esposa de Kamal Rafik El-Beaini, nació en 1969 en Mazraat El-Chouf. Es una drusa que vive en Bikaata en El-Chouf. Según los exámenes preliminares, padecía de cáncer de mama. Visitó con su esposo la tumba de San Charbel, le pidió que la curara, y tomó un algodón con aceite bendito y se lo tragó. Al día siguiente, fueron al hospital para hacer el último examen y fijar una fecha para extirpar el cáncer. Pero resultó que no tenía cáncer de mama. Regresó a casa feliz y fue con su esposo a visitar la tumba de San Charbel para agradecer a Dios por la gracia otorgada por la intercesión de San Charbel.

Georges Mirheb y su esposa Leila:
Georges Mirheb nació en 1963 en Akoura. Vive en Zouk Mosbeh y está casado con Leila Mirheb también de Akoura. Recibieron tratamiento por tres años para tener hijos pero no tuvieron excito. Entonces hicieron voto a San Charbel y si tuvieron hijo prometerían llamarle “Charbel”.
El 22 de agosto de 2001, participaron en la procesión de la Sra. Nohad El-Chami, y al llegar a la iglesia de la tumba, Georges rezó y pidió a San Charbel que le diera una señal si su esposa estaba embarazada y que la señal fuera que su mujer sentía un dolor. Antes de terminar su ruego, su mujer gritó por tener dolor de estomago. Al cabo de nueve meses, el 10 de abril de 2002, tuvieron un mellizo “Charbel” y “Marita”. 

Yorgan Lambres:
Yorgan Lambres es un alemán casado con una libanesa, tiene dos hijos. Es un ingeniero en la empresa “Volks”. Padeció de cáncer de cabeza, entonces su mujer telefoneó a su madre en el Líbano para informarla de la enfermedad de su esposo y compartir sus inquietudes con ella sobre el futuro de su familia después de su muerte. La madre se dirigió al monasterio de Santo Maron, visitó la tumba de San Charbel, y rezó con fervor pidiéndole que curara a su yerno Yorgan. Tomó aceite bendito y lo envió a su hija en Alemania para que untara su esposo con el aceite. Mientras tanto, su yerno había sido operado en el cerebro y tuvo un accidente cerebrovascular isquémico. Por consiguiente, no podía comer. Al recibir el aceite de San Charbel, la esposa untó a su esposo cuando estaba aun en el hospital. En seguida se curó, se levantó de la cama y fue al baño. Luego le dieron de alta y vino al monasterio de Santo Maron con su esposa y registró el milagro de su curación en 20/6/2002.

Curación de una mujer Suiza:
Una mujer se curó del cáncer en Suiza por una bendición de San Charbel, Santa Rafqa, y El-Hardini, después de su curación tuvo dos hijos “Charbel” y “Nimatullah” y está embarazada con el tercero. Registró la curación en 14/10/2002.

El niño Mario Joseph Njeim:
“Mario Joseph Njeim” nació en 1995 en Hadath Beirut. La leucemia le redujo a la impotencia. Mientras que estaba siguiendo un tratamiento en el hospital “Hôtel  Dieu” en Beirut, uno de sus parientes pidió a San Charbel que le curara. Alrededor de las dos de la mañana, su padre le dejo solo en el cuarto. Luego Mario se le vio a San Charbel entrar de la puerta, sentarse cerca de él sobre la cama y poner la mano sobre su rodilla, y le dijo: “Mañana te despertarás perfectamente bien.” Cuando su padre regresó al cuarto, el niño Mario le dijo: “San Charbel me visitó”. Su padre rompió a llorar porque había pensado que su hijo estaba agonizando por empezar a ver los santos.
Por la mañana, su estada se mejoró y le hicieron algunos exámenes médicos que mostraron que no padecía más de cáncer y que tenía buena salud. Todo el mundo fue sorprendido y entonces el padre se acordó de que su hijo le dijo que había visto a San Charbel. Corrió hacia su hijo preguntándole: “Me dijiste que viste a San Charbel.” Mario le dijo: “Entró de la puerta, se sentó sobre la cama cera de mi y puso su mano sobre mi rodilla y me dijo que al día siguiente me despertaría sano”.
Al tercer día, el niño dejo el hospital completamente sano. Visitó con su padre el monasterio de Santo Maron, la tumba de San Charbel y registró su curación en 20/10/2002.

Rosine Antranique Najarian:
Rosine Antranique Najarian, nació en 1971 en Bourj Hammoud, es armenia católica, esposa de Robert Khachador, y tiene cuatro hijos. Es muy pobre y por eso no pudo ir al hospital cuando tuvo diabitis, por consiguiente sufrió de insuficiencia renal. Por causa de tumefacción del cerebro, padeció un ataque de hemiplejia. Hizo algunos exámenes médicos pero se quedó en casa sufriendo y rezando a San Charbel.
En la noche, vio el rostro de la Virgen María resplandeciendo y San Charbel con los ojos cerrados. La Virgen María puso la mano sobre la cara de Rosine y le dijo: “Te curaste, vete hacer examines”, y luego San Charbel metió en su barriga un cuchillo de plástico, lo giró y después lo tiró sin que sentía ningún dolor o le quedaba una cicatriz.
Se despertó por la mañana curada de todos sus dolores. Fue al hospital para hacer unos exámenes que resultaron todos positivos. En 27/10/2002, fue al monasterio de Santo Maron y registró su curación.

Rony Anis Batha:
Tuve dolor atroz en el cuello, me hinché y no podía tolerar más el dolor. Los exámenes médicos mostraron que tenía un nódulo muy grande en el cuello. El médico me hizo una biopsia que reveló que el nódulo era canceroso, por eso decidió hacerme una operación quirúrgica el 24/10/2002 para extirparlo. Visité con mi madre la tumba de San Charbel en 22/10/2002, participamos en la procesión, rezamos de todo corazón, participamos en la misa y recibimos la Comunión. Luego visitamos la tumba de San Charbel y pedimos con insistencia por la curación. Después de haber visitado la tumba, mi madre puso la mano en la vasija de alfarería que está en el patio del monasterio, tomó agua y me untó el cuello y dijo a San Charbel: “Curarás a mi hijo con esta agua tal como encendiste tu lámpara con agua”.
El 24/10/2002, como acordado, me llevaron al quirófano y cuando el médico incidió el cuello para extirpar el nódulo no lo encontró. Hizo una biopsia que mostró que me había curado. Por eso fui el 1/11/2002 al monasterio de Santo Maron, la tumba de San Charbel, para agradecer a Dios por la gracia que me ha sido otorgada.

Ifat Salim Abu Khuzam:
Ifat Salim Abu Khuzam, una drusa nacida en 1944 en el pueblo de Kfarhim en El-Chouf, padecía de cáncer en el estomago. Su vecina le dio una vela de San Charbel y aceite bendito. Encendió la vela mientras que su esposo y sus hijos no estaban en la casa y temió que alguno de ellos la apagara al regresa, por eso veló hasta que tuvo sueño y durmió. Su esposo e hijos regresaron y encontraron la vela encendida y pensaron que ella la había encendido por un apagón, por eso la apagaron y durmieron. Alrededor de las tres de la mañana, Ifat se despertó y encontró que había un apagón y la vela estaba apagada, tomó un cerillo para encender la vela que se encendió por sí sola, en seguida tomó aceite bendito y untó sus heridas y barriga. Al momento de la operación quirúrgica, descubrieron que Ifat se curó, entonces visitó la tumba de San Charbel para agradecerle y registró el milagro en 11/11/2002.

Katia Antoine Attiye:
Katia Antoine Attiye, esposa de Robert Milad Mikhael, es de Hadath Beirut y vive en Londres. Sufrió tres abortos. Sintió un dolor atroz en el estomago por eso la ingresaron al hospital en Londres para seguir un tratamiento. Según los exámenes médicos y las radiografías, Katia llevaba un feto muerto en el útero y tuvo que tener un aborto. Mientras que estaban en el cuarto del hospital, su esposo gritó, con el corazón dolido: “O San Charbel porque nos abandonaste, ayúdanos y no nos deja” y rogó también a Santa Marina la egipcia. Pues San Charbel y Santa Marina entraron al cuarto, hicieron una operación a la esposa y sacaron el niño muerto de su seno. Al terminar, Santa Marina dejó el cuarto y San Charbel se quedó con ellos hasta que la llevaron para repetir la radiografía que mostró que estaba bien de salud. Regresaron de Londres y visitaron el monasterio de Santo Maron, la tumba de San Charbel, y registró su milagro en 22/11/2002.